• Hola a tod@s

  • Preséntate, enséñanos tu coche y únete a la familia del Citroën ZX!!

Preséntate, enséñanos tu coche y únete a la familia del Citroën ZX!!
 #110114  por mphz
 Sab Feb 08, 2020 2:04 am
Bueno, en tiempos del anterior foro estuve un tiempo por aquí. Supongo que pocos o nadie me recordará... Porque al poco tiempo de presentarme el anterior foro dejó de existir... En cualquier caso si alguien me recuerda será por mis Testamentos. Bien, para no perder la costumbre, aquí suelto uno:

Tengo mi segundo ZX desde hace 10 años (los hace en un par de días). Un 16v rojo con motor RFS (152hp). Anteriormente tuve un 1.6i multipunto verde oscuro. Éste que tuve primero fue herencia familiar, aprendí a conducir prácticamente con él. De hecho en menos de un mes de sacarme el carnet me hice una mudanza de 400 km con el Z hasta los topes después de trasladarlo los esos mismos 400km a la inversa. La curva de Torrelodones con el coche hasta arriba, el manillar de una bici en el sobaco izquierdo, el asiento del copi lleno de trastos asegurados con el cinturón, y apenas sabiendo conducir fue autentica y verdaderamente acojonante xD.

Llevo 10 años con el 16v, ha pasado de todo. Originalmente fue un vehículo de gerencia, salió de la factoría de Vigo, y fue matriculado en Madrid. Durante una buena cantidad de años su propietario, fue, pues, la Citroen. Posteriormente pasó por las manos de un Ingeniero en Telecomunicación. Justo cuando la culata de mi viejo 1.6 repicaba a retirada, de un día para otro, en el anterior foro, descubrí que su dueño quería venderlo. No me lo pude creer cuando contacté con él y resultó que ambos vivíamos en un pequeño pueblo de Guadalajara. Su dueño lo tenía bien cuidado, aunque en su garaje con alguna joya clásica, ya no cabía. Estoy seguro que su mujer le había dado un ultimátum. Y con un muy buen precio, aunque con muchas cosas por hacer, me lo vendió. Noté cómo le dolía en el alma que me lo llevara la mañana que hicimos la transferencia. No pude callarme y le dije como pude que no sabía cómo podía deshacerse de un coche así. Casi se me cabrea si es que no se le calló la lagrimita luego. Pero sé que tenía claro que yo le daría una nueva vida que él ya no le podía dar. Me ha costado mucho, por lo caro que resulta todo en este coche (es una auténtica ruina si no eres mecánico), pero se la he dado, y ahora empieza su Renacimiento.

Su anterior dueño fue muy honesto conmigo, aunque no quería la más mínima reclamación por una posible garantía. Me dijo que tenía un apaño en la polea del cigüeñal, que duraría un suspiro, que las ruedas estaban para el arrastre, que apenas le quedaba embrague, pero que todo lo demás estaba más o menos apañao; salvo por los daños aparentes, un roto en la defensa delantera, un interruptor de elevalunas que no quería quedarse en su sitio, el ya casi famoso relé que se queda trabado de la alarma de serie, y alguna más de esas cosas, chorraditas típicas de nuestros Zetas.

En 2 días el apaño de la polea del cigüeñal se partió. Primera prueba: Cómo llevarme a trabajar 3 días seguidos sin poder tirar de alternador ni dirección asistida. Prueba superada. Un cuanto de tiempo después descubriría cómo de llevarla soldada, el soporte del compresor de A/A en el cárter se había rajado. Segunda prueba: Soldar un cárter de aluminio, colocando un soporte que se lleva una fuerza importante y que aguante: Otra prueba superada. Por si acaso su anterior dueño acaba leyendo este post, me voy a callar. Tampoco quiero parecer un maníaco psicópata destroza coches. Pero hay que reconocer que pocos vehículos logran la fiabilidad que puede alcanzar éste modelo. Pese a sus latosas y caras reparaciones, hasta por la cosa más nimia.

Se suele hablar mucho del chasis de nuestro coche por su comportamiento en virajes casi extremos, el rápido paso por curva, o el preciso trazado que ofrece la dirección. Para llegar desde la meseta a mi tierra, hay que pasar un puerto, que en verano puede parecer una cuesta larga de pendiente moderada, pero en invierno suele nevar, haber una niebla tremebunda, diluviar, o todo a la vez. Tengo que reconocer que tengo buena memoria para las carreteras, pero con ningún otro coche me he sentido tan seguro yendo prácticamente a ciegas, abriéndole el camino a conductores profesionales y sabiendo que cualquier imprevisto y con el pavimento lleno de nieve, agua o hielo, mi coche va a lograr pararse a tiempo. El agarre al asfalto depende de las ruedas, pero también del diseño general y de distintos subsistemas del coche. Poder esquivar con precisión milimétrica de dirección cualquier obstáculo mientras se frena es un don del que pocos vehículos pueden presumir. Cualquier chasis N2, con cualquier motorización, puede presumir de ello.

Tampoco me he sentido tan seguro con la fiabilidad y capacidad de aceleración de otro vehículo, estando obligado cómo estuve durante más de un año, a incorporarme a una autovía en hora punta llena de tráfico, con sólo 50 metros de carril de aceleración, sabiendo que el que me da las luces por detrás se está dando cuenta que es imposible darme alcance. Y yo tan convencido de que tengo 1000rpm más y que el motor no se va a romper sin más.

P.M. si lees ésto, hace mucho que reparé "tu defensa". Estoy a punto de terminar de dejarlo bonito, aparte de dejarme una pasta en arreglar la caja. Hace mucho ya que cambié el embrague. Espero que lo siguiente por orden que le tocaría "petar" no "pete". xD. El día que menos te lo esperes te encontrarás en tu vieja cuenta de email unas fotos del que fué tu niño.

Un saludo a tod@s, si es que queda alguien por aquí...